Ante las cuestiones planteadas por el sector primario tras la declaración del Estado de Alarma por el Coronavirus (COVID-19), el Área de Promoción y Desarrollo Local -Desarrollo Rural, Agrario, Ganadero y Pesca- recuerda:
El Real Decreto 463/2020 establece la necesidad de asegurar el abastecimiento alimentario.
El sector de la alimentación puede y debe prestar servicio con normalidad siguiendo las medidas de seguridad establecidas.
Se mantiene la actividad de las empresas agroalimentarias en su conjunto y las empresas que les suministran los insumos necesarios para su funcionamiento.
Se interrumpen todos los plazos para la tramitación de los procedimientos administrativos.
Para las dudas, consultas o aportaciones que se estimen oportunas, la Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca del Gobierno de Canarias ha habilitado el siguiente correo electrónico: informa.cagpa@gobiernodecanarias.org
Se permite el desplazamiento para atender las explotaciones agrarias. Se recomienda llevar documentación acreditativa de la titularidad de la explotación. En caso de que no sea propietario de la explotación, acompañar documento de autorización/delegación del/de la titular.
Los vehículos deben ir ocupados sólo por una persona, salvo excepción para el traslado de trabajadores con medidas de seguridad. Se recomienda el traslado de un solo trabajador, en el asiento trasero. La empresa, agricultor o ganadero debe emitir un certificado especificando que son sus trabajadores.
Comercialización de la producción afectada
La Consejería de Agricultura de el Gobierno de Canarias a través de Gestión del Medio Rural (GMR) ha habilitado un correo electrónico de contacto para ayudar a los productores afectados por el cierre de los establecimientos turísticos y de la restauración: compromiso2020@gmrcanarias.com

La Concejalía de Desarrollo Rural, Agrario, Ganadero y Pesca del Excmo. Ayto. de san Cristóbal de La Laguna apuesta por la producción local y de cercanía -alimentos frescos, sanos y de calidad- y por ello recomienda la adquisición de alimentos a través de los canales cortos de comercialización: venta directa, grupos de consumo, mercadillos del agricultor, mercados de abastos, y en general el comercio local. Exigir la garantía de la trazabilidad en cuanto al origen del producto y las buenas prácticas agrarias. En estos momentos tan complicados y siempre, debemos consumir producto local no solo para el mantenimiento de la actividad agraria y la conservación de su paisaje, sino también para garantizar nuestra soberanía y seguridad alimentaria.